Los gatillazos

El "gatillazo" conocido por ese nombre por el acto de presionar un gatillo, doblando el dedo, es simplemente eso, que el pene se dobla como si fuera el dedo en el gatillo. Es decir, la erección, o no se lleva a cabo o se pierde súbitamente. Se produce cuando el órgano sexual masculino, no responde a los estímulos de la pareja. Es un problema que no puede llegar a considerarse trastorno, ya que el pene masculino, no es una máquina que responda siempre de la misma manera. Además hay factores que pueden producir dicho problema, angustia, nerviosismo, y simplemente con evadirse de los problemas ajenos al acto sexual, se podría evitar. Sin embargo, además de psicológicamente, también puede producirse por problemas físicos, por lo que habría que consultar con un especialista dependiendo de las veces que se tiene el problema de la pérdida de la erección.

 

Sin embargo no es algo que afecte sólo al sexo masculino. El gatillazo también afecta a la mujer, sólo que en este caso se suele denominar "bloqueo". Y es que el gatillazo y el bloqueo, suele producirse además de por los problemas que hemos visto, por inapetencia sexual, o en el caso de la mujer por miedo al embarazo, o por la menopausia, que produce una pérdida de estrógenos y con ello la falta de deseo sexual. También en el hombre la pérdida de hormonas masculinas, el bloqueo de arterias o vasos sanguíneos en el pene, o posibles zonas dañadas por algún motivo en el área pelviana pueden producirlo.

El problema del gatillazo y del bloqueo, puede llegar a ser un trastorno que impida disfrutar a la pareja del acto sexual y de su vida íntima. Por ello si se tiene alguno de esos problemas tanto uno como otro, lo que se debe hacer es consultar con el médico.

 

 

Tags: