¿Dónde comprar recambios de calidad para el coche?

Antes de iniciar cualquier trayecto, debemos comprobar que el vehículo en el que vamos a viajar se encuentra en perfectas condiciones para afrontar tantos kilómetros. De ahí, que las visitas a los talleres o a los concesionarios se multipliquen con la llegada del buen tiempo y del verano.

Las prisas por llegar a nuestro destino no nos permiten escuchar nuestro vehículo, que en muchos casos nos va dando una serie de pistas de que algo no funciona tal y como debería, indicándonos que ya es hora de hacer una revisión al coche o de buscar nuevos recambios. De esta forma, podremos adelantarnos a los problemas y prevenir posibles averías que nos dejen tirados en la cuneta.

Detectando la señal a tiempo, podremos resolver nosotros mismos el problema, buscando recambios y sustituyendo la pieza defectuosa por una nueva, sin necesidad de pasar por el taller, ahorrándonos algo de dinero. Pero, ¿cuáles son esos síntomas?

  • Neumáticos. Es muy fácil comprobar que el dibujo de los neumáticos está desgastado de tanto uso. Si el nivel del desgaste es excesivo debemos cambiarlos, ya que nuestra seguridad al volante corre peligro en estos casos. Si presentan cortes o abolladuras, deberíamos hacer lo propio y comprar unas ruedas nuevas. También resulta indispensable un buen y correcto equilibrado de los neumáticos para un mayor confort a la hora de la conducción. En caso contrario, el vehículo puede sufrir vibraciones, ruidos, etc.
  • Frenos. En función del estado en el que se encuentren los discos y las pastillas la distancia y los tiempos de frenada pueden variar. Si te encuentras con que tienes que pisar con más energía que antes el pedal para conseguir frenar el vehículo significa que necesitan una revisión y nuevos recambios. Como dato: cada 24 meses o 30 mil kilómetros suele ser necesario cambiar el líquido de los frenos.
  • Luces. Comprobar que el alumbrado de nuestro automóvil funciona correctamente es sencillo. Si hay que cambiar una lámpara o un fusible no es necesario llevarlo al taller, lo podemos hacer nosotros mismos si sabemos dónde buscar para encontrar los recambios adecuados.
  • También nos corresponde a nosotros echar un vistazo final para saber si llevamos los triángulos, el chaleco reflectante, el gato o la rueda de repuesto. Si falta alguno de estos elementos debemos incluirlo antes de salir al asfalto.

Éstos son algunos de los posibles fallos fáciles de ver en nuestro vehículo. Detectar a tiempo el problema es la clave. En el supuesto de necesitar algún recambio no hay porque preocuparse, siempre y cuando podamos sustituirlo nosotros mismos. Europiezas.com es una plataforma que nos permite localizar los desguaces o talleres más cercanos donde comprar los recambios a un precio competitivo con un solo clic. Rápido y sencillo.



A %d blogueros les gusta esto: