Por un mundo más verde

En épocas de crisis parece que no hay tiempo, y mucho menos dinero, para ponerse a pensar en el cuidado del medioambiente. De hecho, la intención de compra de flotas de vehículos eléctricos por parte de las empresas españolas se ha desplomado un 90 por ciento según un estudio publicado en www.energiadiario.com, que dice que sólo dos de cada cien negocios tiene previsto adquirir uno de estos coches ecológicos. Entre todas esas empresas encontramos a las que se dedican al sector del transporte urgente de mensajería. Se trata de una forma de demostrar queel uso de vehículos no convencionaleses factible y competente, sin que suponga una pérdida de calidad y de competencia del servicio prestado.

Todo esto se realiza con una intención clara, la de dar ejemplo. Es posible un reparto más limpio, libre de malos humos, y es que el transporte representa la cuarta parte de las emisiones de gases de efecto invernadero. Para contribuir a desintoxicar los centros urbanos, las empresas de transporte urgente de mensajería han puesto su granito de arena al incorporar motos eléctricas a su flota de vehículos para realizar los envíos y las gestiones por el casco antiguo de las ciudades.

Con ello, no sólo se busca disminuir el impacto ambiental que genera el reparto de mercancías, sino que también favorece a las empresas de transporte urgente a acceder con mayor facilidad a las zonas comerciales, reduciendo el tráfico y la contaminación acústica.

Sprinter Mensajeros, por ejemplo, es una de las empresas de transporte urgente de mensajería que va a incorporar de manera progresiva vehículos eléctricos en sus servicios dentro de las ciudades, ya que están convencidos de que la movilidad eléctrica será en un futuro próximo una alternativa real a los combustibles.

El uso de medios de transporte de bajo consumo y que contaminen lo menos posible es la puesta de esta compañía de mensajería sostenible. Para más información, entre en www. sprintermensajeros.com.  



A %d blogueros les gusta esto: